{{visita.numeros | number}} visitas recibidas desde el 22 de Marzo de 2010

El mundo virtual de los jugadores electrónicos.

El gran reto es jugar offline; gamers cubanos

*Street Network emplea redes inalámbricas mediante aparatos Nano Station, que permiten el juego en una red cerrada en ausencia de internet.

ExcelsiorLunes, 27 de Febrero de 2017

En el mundo virtual de los jugadores electrónicos los campeonatos se organizan simultáneamente a través de internet, pero los gamerscubanos no aceptan que la precaria conexión de la isla sea un impedimento para poder enfrentarse en juegos como Call of Duty, Dota 2o Warcraft, y para ello han creado su propio internet offline.

“Ni me acuerdo cómo empecé. A mí siempre me gustaron los videojuegos, y cuando se formaron las LAN-party empecé a jugar en red y desde entonces no he parado”, recuerda Félix Manuel González.

Las LAN-party son reuniones de grupos de personas que juegan al mismo tiempo con sus PCs o laptops conectados en red entre ellos mediante cables.

En un primer momento estas partidas se organizaron en casa de algún amigo, pero los juegos fueron ampliando los grupos y han conseguido llenar con cientos de seguidores hasta cines en La Habana como los emblemáticos Yara o Acapulco.

Para solucionar el problema de la baja conectividad, hace 10 años nació la red Snet (Street Network), que emplea redes inalámbricas mediante aparatos como los Nano Station y que permiten el juego en una red cerrada en ausencia de internet.

El mundo gamer tiene también su propia publicación cubana: la revista N1CKS, creada por estudiantes del Instituto Superior de Diseño con un formato interactivo y que se distribuye semanalmente por todo el país mediantes memorias USB.

“Queremos darle un espacio a los gamers cubanos donde puedan compartir experiencias”, aseguró Rafael Santos, uno de los creadores de esta publicación.

Junto a Frank Tamayo y Julio Jiménez, estos diseñadores quieren que la publicación no se limite sólo a la capital
del país.

“Nos interesa conocer lo que sucede en todo el país con los juegos electrónicos”, afirman ambos jóvenes cubanos.

En los últimos años el fenómeno de los gamers ha ido aumentando en la isla donde ya hay miles de seguidores, pero sobre todo varios torneos públicos han conseguido visibilizarlos socialmente, aunque no existe un marco jurídico que ampare a estas comunidades de ciberjugadores.

Existen asociaciones independientes como la Agrupación de Deportes Electrónicos de Cuba, creada en 2007, que busca la socialización de los jóvenes con los videojuegos y el grupo DotA Cuba que organiza torneos.

“El gamer cubano es igual al de cualquier parte del mundo, pero más ligado al contexto social, sencillamente porque no puede vivir de la actividad, aun cuando está igual de comprometido con el juego”, asegura Félix Manuel, quien todas las semanas reserva un par de tardes para competir al juego Dota 2 en su tiempo libre.